24 octubre 2021

Hoy, no te cases ni te embarques



Martes 13 de Octubre de 2020.

"No te cases ni te embarques" dice el dicho. Pero ¿a quién se le ocurrió que el martes 13 era día de mala suerte?

 

El número 13 se asocia a todo tipo de males.

Las leyendas nórdicas hablan de 13 espíritus del mal; la venida del Anticristo y la Bestia aparecen en el capítulo 13 del Apocalipsis; en el Tarot, este número hace referencia a la muerte, y en la Última Cena de Jesucristo, luego de la cual fue crucificado, los discípulos eran trece.

El día Martes no se queda atrás.

"Marte", según la mitología griega, es el Dios de la guerra, por lo cual el día martes está regido por el planeta rojo, el de la destrucción, la sangre y la violencia. Además, la leyenda dice que un día martes 13 se produjo la confusión de lenguas en la Torre de Babel...

Razones sobran si se quiere pensar que el martes 13 es un día de desgracias y mala suerte. Eso sí, las connotaciones negativas que se le dan al martes 13 no tienen fundamentos científicos ni religiosos, por lo cual debes tener muy claro que sólo se trata de un mito.

Incluso hay mucha gente que lo ha tomado al revés, por lo cual dentro de sus creencias, lo consideran como un día de buena suerte. Tanto así, que durante ese día muchos apuestan por ese número en los juegos de azar.

Esto de considerar al día martes y el número trece como fatídicos, ha dado lugar a refranes y superticiones:

"El martes 13, ni te cases ni te embarques". Este refrán es muy conocido y hace alusión a no tomar decisiones significativas ese día, porque puede haber desgracias.

Otros refranes:

"El martes ni gallina eches, ni hija cases".

"El marte ni hijo cases, ni cochino mates".

"En martes ni tela urdas, ni hija cases, ni las lleves a confesar porque no dirán la verdad".

"El martes ni tu casa mudes, ni tu hija cases, ni tu ropa tejas"

Y las supersticiones...

- No tener trece invitados en la casa.

- No cortarse las uñas o el pelo durante ese día, porque trae mala suerte.

- Muchos hoteles en el mundo no identifican el piso 13 y se saltan al catorce.

- Las aerolíneas evitan este número en sus asientos.

- Antes, muchos artistas tenían en sus contratos una cláusula por la que no actuaban el 13 del mes.