15 julio 2024

Bolívar: Prisión preventiva para un acusado de difusión de pornografía infantil

La Justicia dispuso la prisión preventiva contra un bolivarense de 53 años acusado de cometer una serie de delitos contra la integridad sexual de menores.

El Dr. Carlos Eduardo Villamarin, titular del Juzgado de Garantías Nº2 de Olavarría procesó con prisión preventiva a un hombre de 53 años de edad acusado de “Abuso Simple, Corrupción de Menores y Difusión de Pornografía Infantil”, en el marco de una investigación que encabeza la fiscal Julia Sebastián, quien aportó una serie de evidencias que fundamentaron y fueron suficientes para que el magistrado haga lugar a su pedido para que el hombre sospechoso continúe detrás de las rejas mientras se sigue adelante con el proceso investigativo.

El caso

La investigación se inició en el mes de abril, cuando la madre de un niño menor de edad radicó la denuncia en la Comisaría de la Mujer y Familia de esta ciudad y desde esa dependencia le dieron intervención a la Unidad Funcional de Instrucción Nº15.

El 29 de abril la policía realizó un allanamiento en un domicilio de la planta urbana en donde el hombre de 53 años de edad residía con su madre y en esa ocasión los uniformados secuestraron dispositivos tecnológicos que fueron peritados por personal de la Dirección de Análisis en Investigación de las Comunicaciones (DAIC) de General Alvear y de la Sub Delegación Departamental de Investigaciones Bolívar y durante el análisis y descubrieron que el hombre imputado difundía entre niños menores de edad imágenes de pornografía infantil en las que se observaron la participación de personas mayores y menores, dado que poseía una gran cantidad de vídeos y fotos que probaban lo denunciado por la madre del niño.

Con la evidencia encontrada, desde la Fiscalía solicitaron la detención de Miguel Ángel Airala, la cual se efectuó el 5 de junio en un domicilio del barrio Cooperativa, en donde el hombre imputado estaba viviendo desde hace un tiempo, evadiendo el accionar de la justicia.

“El hombre detenido utilizó su vinculación con los niños en un lugar en donde los menores realizaban actividades recreativas extracurriculares para ganarse su confianza y corromperlos en el desarrollo normal de su sexualidad”, indicaron fuentes cercanas a la investigación.

Desde el Ministerio Público Fiscal contando con el primer testimonio, realizaron rastreo e identificación de posibles víctimas y por medio de entrevistas que se realizaron en la Cámara Gesell (diligencia judicial que tiene como finalidad registrar la declaración de la niña, niño o adolescente, evitando así la re victimización y sus efectos en la víctima y/o testigo). En esas diligencias obtuvieron varios testimonios de niños que también habrían sido víctimas de Miguel Ángel Airala, quien ahora se encuentra alojado en la Unidad Penitenciaria Nº38 de Sierra Chica, lugar en donde estará preso mientras dure el proceso.

Fuente: La Mañana de Bolívar.