19 septiembre 2021

LA DROGA DE NAVARRO IBA A JUNIN Y CHACABUCO

20170327184650_whatsapp_image_2017_03_27_at_13_10_30
Se determinó que la organización que cayó operaba además en las ciudades de General Arenales, General Viamonte y Lincoln y que la marihuana era vendida a proveedores de la capital federal y el Gran Buenos Aires.

Martes, 28 de marzo de 2017

El ministro de Seguridad, Cristian Ritondo, dijo este lunes que la media tonelada de droga secuestrada de avionetas provenientes de Paraguay en la localidad de Navarro estaba destinada a Chacabuco y Junín y también a la Villa 1-11-14, al tiempo que precisó que uno de los aviones realizó el año pasado "30 vuelos" con esos fines.

Sobre el operativo, a través del cual fueron detenidas 11 personas, Ritondo dijo que “es el resultado de una investigación de más de 6 mil horas de escuchas de varios meses, del buen trabajo de la Policía Bonaerense como de la Justicia. Desbaratamos a una banda en su último vuelo".

El funcionario explicó que los aviones hacían "vuelos a Paraguay, de donde venían cargados" con la droga y aterrizaban en "caminos vecinales". Y añadió: "Hemos desbaratado una banda internacional, son 11 los detenidos, seis paraguayos y cinco argentinos. Se comenzó la investigación en Chacabuco, la droga iba a esa zona, Junín y parte a la villa 1-11-14".

La causa se inició a partir de la investigación que hicieron los detectives de Tráfico de Drogas Ilícitas de la ciudad bonaerense de Junín sobre un hombre que se dedicaba a la comercialización de drogas en la vecina Chacabuco, por lo que se intervinieron varias líneas telefónicas y se determinó que la organización operaba además en las ciudades de General Arenales, General Viamonte y Lincoln y que la marihuana era vendida a proveedores de la capital federal y el Gran Buenos Aires.

La droga era introducida al país mediante vuelos de dos avionetas que provenían de Asunción del Paraguay. Según la investigación, actuaban tanto pilotos paraguayos como otros argentinos que trabajaban en la fumigación de campos y residían en las ciudades bonaerenses de General Belgrano y San Miguel del Monte, lugares utilizados para descender con la carga de marihuana.

"El año pasado por lo menos hubo 30 vuelos en uno de los aviones, este año había tenido problemas" porque tuvo un desperfecto técnico, especificó Ritondo durante un contacto con periodistas en el aeródromo de Navarro.

Según Ritondo, el centro aéreo de Navarro, en el noreste bonaerense, "no estaba operativo" y "el vuelo (detectado ayer) era absolutamente clandestino". "No estaba operable el lugar, en general bajaba (el avión) en caminos vecinales. Una de las avionetas despejaba el lugar y simulaba ser fumigadora y marcaba con vehículos el lugar del aterrizaje, y después se cargaba la droga en los vehículos", manifestó.
Al ser consultado si en este caso hay vinculación política, Ritondo respondió: "Yo no tengo nada en la investigación policial que impute al jefe comunal de Navarro (Santiago Maggiotti) ni con otro jefe comunal del área".