25 septiembre 2021

En 20 años se multiplicó por 11 la gente que recibe planes sociales

En 20 años la ayuda estatal a personas con problemas socioeconómicos se multiplicó por 11, al llegar a más de 22 millones de argentinos, lo cual refleja el nivel de deterioro que atraviesa la economía argentina, donde más del 45% de la población es pobre.

En el 2002, durante la crisis que debió gobernar Eduardo Duhalde, los planes sociales se habían creado como un beneficio para a “jefas y jefes de hogar”, y su idea original era que fuesen temporarios.

Pero esa herramienta de ayuda se disparó en forma dramática a lo largo de dos décadas y actualmente hay más de 141 planes sociales y ayudas estatales.

Los planes se multiplican, y el gobierno sostiene que si no fuera por esas asistencias mensuales, la situación social sería aún más grave.

Ante un Estado con cuentas flacas que no da abasto en atender la multiplicidad de demandas de todo tipo, hay cada vez más personas que reciben una ayuda alimentaria y a su vez la Asignación Universal por Hijo, que ya alcanza a más de 4 millones de madres.

En el último año, y por la pandemia, estos números se incrementaron. Según un informe del instituto IDESA, 2 de cada 3 nuevos pobres habitan el conurbano bonaerense.

Con respecto a la Capital Federal, desde 2015 más de 336 mil personas dejaron de pertenecer a la clase media.