20 enero 2022

EMPLEADOS ROBARON INSUMOS DEL HOSPITAL

Lo dijo el intendente de Chivilcoy, Guillermo Britos, quien agregó que "muchos se sorprenderán cuando sepan sus nombres, porque se oponían a la requisa".

Jueves, 28 de marzo de 2019

En las últimas horas se conoció una nueva maniobra ilegal para retirar insumos en el Hospital Municipal, que llevó a la participación del área de Legales. Si bien desde el municipio, en un primer momento, se intentó silenciar, el intendente Britos reconoció lo que sucedió en el nosocomio.

Hace un mes se dejó cesante a un enfermero del 107 que retiraba insumos de la farmacia estando de vacaciones, fue expulsado por un decreto del intendente, que no tuvo trascendencia pública; pero ante la insistencia del cronista, Britos aceptó la entrevista que se concretó en el hospital, donde el jefe comunal atiende martes y jueves por la mañana.

¿Malas noticias en el Hospital?

Encontrando malas noticias, como cada vez que venimos al Hospital. Y quiero dejar en claro que la gran mayoría de los empleados que trabajan en el nosocomio y en todas las áreas de salud, lo están haciendo en beneficio de los vecinos. Pero hay otros que no, y a esos -de a poco- los iremos raleando.

Digo esto, porque el fin de semana hubo intento de llevarse insumos del Hospital hacia un centro privado. Muchos datos no puedo dar, porque soy quien firma los decretos y tomar la decisión final sobre los empleados infieles, pero se produjo una situación muy compleja, que involucra a tres o cuatro empleados.

Concretamente, con una receta para un paciente, aparentemente inexistente, que nunca estuvo internado, quisieron retirar insumos en exceso, muchos más de lo que necesitaría un enfermo. Lo cierto es que ese material, tenía como destino un geriátrico privado, propiedad de un empleado municipal de salud.

Como corresponde, Asuntos Legales realizará el sumario para determinar responsabilidades y se actuará en consecuencia. Está claro que esta situación fue evitada por los propios compañeros, caso contrario, se hubiera concretado la maniobra. Esos son los empleados que necesitamos, comunicando a sus superiores.

Lo que quiero es agradecerles como chivilcoyano y pedirle a los infieles, que en lugar de cometer esos delitos, piensen a cuanta gente están perjudicando, por llevarse insumos que cuando uno tiene un emprendimiento privado, los tiene que comprar, no se tiene que proveer del Hospital público.

No es casual que usted atienda dos veces por semana en el Hospital. Se entiende que lo sorprendió lo ocurrido…

-Para nada me sorprendió. Mi sorpresa es que lo sigan intentando de una manera tan burda y sabiendo que por las mismas razones tuvimos que despedir a varios por algo parecido. No me sorprende, porque sabíamos, vimos videos, que lo hacían. Esperemos que lo dejen de hacer.

Estoy viniendo al Hospital para trabajar codo a codo con los directores, con el secretario, con quienes quieren trabajar por la salud pública, para que estas actitudes se terminen, y las vamos a terminar.

Esperábamos el final por las buenas, con acciones, hablando, haciendo que entiendan que los insumos son para los pacientes que se atienden en el Hospital, si no lo entienden, haremos los sumarios que tenemos que hacer.

Lo único que entiendo es el motivo por el cual pusieron el grito en el cielo cuando no querían ser revisados, claramente es porque quieren seguir llevándose insumos de acá. Nosotros de ninguna manera vamos a permitir eso.

No importa si es una caja de gasas o de guantes, el que roba es un ladrón, esté donde esté. Puede hacerlo en un supermercado, una tienda o cereal de una planta de silos, siempre he sido duro y me ha generado infinidad de problemas en mi carrera policial, pero en este caso yo no puedo decir los nombres, pero muchos se sorprenderán cuando los escuchen, porque son los que normalmente se enojan públicamente cuando uno quiere requisar.

Los involucrados

El intendente no quiso ampliar su informe, para no cometer errores legales que perjudiquen la causa, pero estaría involucrado un médico, al que se debe comprobar si es su letra y firma (el sello sí lo es), dos enfermeras y una persona ajena que quiso retirar insumos para un paciente que no estaba internado en ese momento.