2 agosto 2021

INTI: UN MES SIN RESPUESTAS

Lunes 26 de febrero de 2018.

Al cumplirse un mes de los 258 despidos del personal de ciencia y técnica, sus trabajadores y directores de niveles medios realizaron una conferencia de prensa para denunciar que el objetivo es “reducir el INTI a su mínima expresión, al servicio de las importaciones”. “Necesitamos que las autoridades del gobierno nacional resuelvan esta situación que evidentemente ha sobrepasado a la conducción del instituto”, manifestaron esta mañana en la puerta del organismo en el que permanecen pacíficamente desde el 26 de enero, cuando el interventor Javier Ibañez confirmó las desvinculaciones.

Acompañados de organizaciones de derechos humanos, organizaciones sindicales y políticas, los trabajadores repudiaron la actitud de los miembros del Ejecutivo, dado que “ninguna autoridad se expresó sobre su situación por fuera del INTI” en estos 30 días, ni siquiera el Ministerio de Trabajo, que debería auditar las cesantías.

En medio del repudio generalizado a la decisión de los interventores por parte de economistas, políticos e incluso los mismos directores del organismo, los trabajadores cuestionaron al Gobierno por no haber dado respuestas "sobre las reincorporaciones que aclama todo el país”. Para visibilizar su situación, anunciaron que realizarán el próximo viernes una “jornada nacional en defensa del INTI”, que incluye una caravana al Ministerio de Trabajo, un tuitazo en las redes sociales y un ruidazo durante todo el día.

El cuerpo directivo del INTI, en tanto, leyó un documento pidiendo una urgente solución por la situación a la que han sometido al organismo. "Al cumplirse un mes de este inaudito conflicto, ratificamos la postura de solicitar la reversión de los despidos y manifestamos la necesaria existencia de procesos y criterios transparentes", expresaron esta mañana. Al resaltar que la misión nacional del INTI es el apoyo tecnológico a la industria del país, especialmente a las Pymes a las economías regionales y al propio Estado, destacaron: "los trabajadores del INTI han bregado por la pluralidad democrática, por lo tanto no aceptamos que, después de 60 años de historia institucional y 35 de democracia, alguien sea despedido por su pensamiento ideológico o participación sindical".