20 enero 2022

Lincoln: DEJARON DE PAGAR TASA VIAL

Domingo 11 de junio de 2017.

Un nutrido grupo de productores rurales del Partido de Lincoln dejaron de pagar la tasa por el mantenimiento de la red vial, debido a la falta del servicio por parte del municipio y también a la falta de diálogo con el intendente Salvador Serenal y sus funcionarios.

Este grupo de vecinos, enviaron una nota donde relatan la situación que les tocó y les está tocando vivir en el Partido de Lincoln.

A continuación, el texto completo de  la carta firmada por los productores rurales.

"LA UNION HACE LA FUERZA

A esta altura del problema, está de más hablar sobre el violento impacto que la inundación está causando en los campos de la zona. Ya es tarde. El agua está instalada y los destrozos productivos, económicos y financieros, ya ocasionados. Son tiempos de esperar a que el agua baje (si es que baja), y a que el Gobierno Provincial acelere las obras que por décadas quedaron en ideas y promesas de campaña. Mientras tanto, quisiéramos aprovechar esta oportunidad para compartir nuestra experiencia.

Somos un grupo de establecimientos rurales vecinos, ubicados en la zona de Bermúdez (Partido de Lincoln), que simplemente nos hemos encontrado con necesidades y problemas comunes. Decidimos contactar al Municipio, al Gobierno Provincial, hemos puesto nuestras firmas y comenzado así a realizar diferentes reclamos.

Hoy nuestro reclamo se dirige al Municipio de Lincoln, el cual le cobra la Tasa de Red Vial Rural a todos los campos, en concepto de reparación y mantenimiento de caminos. Una Tasa que no resulta económicamente accesible, que en los últimos años ha ido aumentando todos los bimestres en paralelo a la inflación y que, a diferencia de un impuesto, es una contraprestación. Esto implica que, si el Municipio no brinda el servicio en tiempo y forma, los contribuyentes no estamos obligados a pagarla.

Como consecuencia de los pagos ya realizados a comienzos del año, el Municipio de Lincoln está obligado a reparar y mantener los caminos para que tanto nosotros y las familias de nuestros empleados, como así también los prestadores de servicios rurales (ingenieros agrónomos, veterinarios, camiones lecheros, camiones con hacienda, sembradoras, cosechadoras, fumigadoras, etc), podamos hacer nuestro trabajo entrando y saliendo de los campos sin problemas.

En marzo de este año (antes del impacto de la inundación), le enviamos una constructiva carta al Intendente de Lincoln (Salvador Serenal) y al Secretario de Obras Públicas (Roberto Cosentino), informándoles que debido a la falta de reparación y mantenimiento de los caminos en los últimos meses, nos veíamos obligados (en contra de nuestra voluntad), a dejar de pagar la Tasa. No esperábamos como respuesta la reparación inmediata, aunque sí una convocatoria a una reunión para poder explayar el reclamo, entender los obstáculos y pensar, juntos, en un plan de acción.

Los caminos dañados de aquel entonces ahora están cortados y bajo agua. Y en lugar de recibir el acercamiento de las autoridades, seguimos recibiendo las facturas bimestralmente para pagar la Tasa, como si la contraprestación se estuviera brindando en tiempo y forma.

Tras cinco meses de tomar contacto con el Municipio y obtener a cambio una desafortunada ausencia por parte de los responsables, hemos tomado el compromiso no sólo de no pagar la Tasa hasta que los caminos de todos sean reparados por igual, sino también de no aceptar ningún tipo de prórroga.

¿Qué logramos? En primer lugar, hemos encontrado como un ejercicio muy positivo el habernos unido y convertido en un grupo fuerte para realizar reclamos, permitiéndonos esta experiencia conocernos más entre nosotros y ayudarnos mutuamente con las necesidades y urgencias que se presenten. En segundo lugar, y amparados por un fuerte sustento legal, hemos dejado de pagar la Tasa, lo cual ha aliviado nuestro presupuesto bimestral en tiempos no beneficiosos para el sector.

Esperamos que esta experiencia le sirva a todos aquellos que se encuentren en una situación similar y ojalá que esta carta, publicada en los medios y distribuida en las instituciones rurales, ponga a las autoridades a la altura de las responsabilidades que las circunstancias de hoy exigen. Somos contribuyentes de décadas, y lo seguiremos siendo cuando el cuadro retorne a la normalidad.

Julián Ginzo (El Chamico), Julia Elena Riera (Don Vito, Los Cedros), María Teresa Tassara (La Zoila, La Tomasa), Carlos Tassara (La Alicia), Fabián Melián (Don Adolfo, Don Copito, La Julia), Carlos Tercero Lanusse (Tres Copetes), Fernando Riera (Doña Pilar), Néstor Adolfo Margaría (La Cecilia, Don Alfredo), Miguel Angel Palmieri (La Sureña), María Bibiana Aguinaga (Las Marías), Ignacio Goñi (Tierra Vasca), Mariano Miguel Guibelalde, José Antonio Pugliese, Carlos Sánchez Griffin."