23 septiembre 2021

Comercios: UNA BUENA CON LAS TARJETAS

mm_1471290100_112048

Jueves 17 de noviembre de 2016.

El titular de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME), Osvaldo Cornide, afirmó hoy que el comercio minorista tendrá un alivio de 5.000 millones de pesos al año por el ahorro que significará la eventual sanción del proyecto que reduce las comisiones de las tarjetas de débito y de crédito, que mañana recibirá dictamen de comisión en la Cámara de Diputados.
“Vamos a tener una rebaja del 35 por ciento de lo que se paga actualmente y como involucra a mas de 300.000 comerciantes, representará un ahorro de unos 5.000 millones de pesos en concepto de comisiones”, afirmó Cornide en declaraciones a Télam.
El presidente de la comisión de Legislación General, Daniel Lipovetzky, dijo esta noche que existe un acuerdo político para emitir un despacho que contemplará un tope del 2 por ciento al arancel que se cobra por operación con tarjetas de crédito y 1 por ciento con tarjeta de débito.
Respecto a las modificaciones acordadas hoy en el Congreso del proyecto que ya contaba con media sanción del Senado, Cornide dijo que “no es el ideal por el cual vinimos trabajando todo el año con los legisladores pero es el acuerdo que se pudo concretar”.
El proyecto aprobado por el Senado estableció una reducción en la comisión que las tarjetas de crédito le cobran a los comercios a un 1,5 por ciento desde un 3 por ciento y eliminó la de las tarjetas de débito.
A pesar de las modificaciones introducidas por la comisión de la Cámara baja, Cornide consideró que la medida, de ser aprobada, “traerá algo de alivio” al comercio minorista, que acumula en el año una caída global de ventas en torno al 7% y ahora centra sus expectativas en diciembre, el mes más promisorio del año comercial por las fiestas de fin de año.
En los últimos 12 meses, los comercios le transfirieron a los bancos $14.563 millones por comisiones de ventas con tarjetas de débito y crédito, de acuerdo a estimaciones de la CAME, por lo cual Cornide resaltó que "los montos que los negocios trasladan a los bancos le quitan liquidez y capital de trabajo al comercio minorista".
Recientemente, la entidad informó que en los últimos meses 6.300 locales comerciales de todo el país se vieron obligados a cerrar sus puertas por no poder afrontar altos costos frente a la caída de ventas.