7 agosto 2022

Rivadavia Vs. Casares: LA GUERRA DEL AGUA

Si bien el Gobierno de Rivadavia presentó una denuncia penal contra privados por la construcción de canales clandestinos que inundan sus ciudades, esto podría generar varios dolores de cabeza contra el distrito vecino de Carlos Casares por no hacer los controles necesarios.

20161115163109_canales

Martes 15 de noviembre de 2016.

Casares Sociedad Anónima propiedad de Herrero Hermanos contratada para realizar tareas de retro y una contención para desviar el agua hacia Rivadavia
La Municipalidad de Rivadavia presentó una denuncia penal en la Ayudantía Fiscal del Departamento Judicial de Trenque Lauquen y realizó un reclamo ante la Dirección de Hidraúlica de la provincia de Buenos Aires luego de que, aseguraron, se comprobara la construcción de canales clandestinos para desviar aguas desde el distrito vecino de Carlos Casares.
La denuncia, publicada por el portal Infoecos, precisa además que esos trabajos ilegales perjudicarían a la ciudad de Américay y América, producto de las inundaciones.
El hecho denunciado recayó en la Fiscalía N°6 del Dr. Fabio Arcomano y estaría encuadrado bajo el nombre de “Delito contra la seguridad Pública”. Trascendió que los trabajos clandestinos realizados en estos campos habrían tenido el asesoramiento de un ex funcionario de la Dirección General de Hidráulica que se llama Daniel Stadnik (hoy funcionario del Gobierno municipal del partido de Carlos Casares),
Al respecto, el intendente de Rivadavia, Javier Reynoso, en declaraciones a Rtpe Multimedios señaló que en los campos trabajó una empresa vial denominada “Casares Sociedad Anónima propiedad de Herrero Hermanos contratada para realizar tareas de retro y una contención para desviar el agua hacia Rivadavia”.
Asimismo, otras zonas cercanas sobrellevan distintas problemáticas a causa de las inundaciones, como el distrito de General Villegas. Allí, los productores agropecuarios ya fueron advertidos por las autoridades municipales que serán multados si realizan la construcción de canales clandestinos para sacar el agua de sus campos.

Según una ordenanza vigente desde hace más de dos años, las sanciones contemplan multas que van desde los $50.000, para quien lo hace por primera vez; $100.000, para quien lo hace por segunda vez; y $200.000, para quien lo hace por tercera vez. Además, en el supuesto de no proceder a restaurar el terreno a su estado natural antes de las obras clandestinas, la multa a aplicar será de $400.000.
El Municipio realizará un relevamiento satelital para detectar canales clandestinos y ya denunció penalmente a dos productores por roturas intencionales de alcantarillas para evitar el drenaje de agua a sus campos.

Fuentes: Infoecos - Infocielo.