22 febrero 2024

Un empleado municipal murió electrocutado "por falta de protocolos de seguridad"

El operario trabajaba en la poda de un árbol luego de que los vecinos denunciaran chispazos. Fue durante la lluvia y viento que azotaron este jueves la localidad de Quilmes.

Un empleado de la Municipalidad de Quilmes, identificado como Carlos Cano de 39 años, murió electrocutado durante la mañana de este jueves cuando cumplía tareas de poda. Los vecinos habían denunciado chispazos y problemas eléctricos a razón de los cables enredados en las ramas de un árbol.

Con condiciones climáticas adversas, en medio de la lluvia y el viento, el hombre subió con una motosierra a un árbol situado en Av. Lamadrid al 2100 de Quilmes Oeste, cuando recibió una descarga de 36 mil voltios. Sus compañeros resposabilizaron al municipio y el sindicato.

Según indica el portal Elsindical, los trabajadores señalaron que no se siguieron los protocolos de seguridad para este tipo de trabajos donde pasan cables de alta tensión. Además agregaron que la situación podría haber sido peor si se tiene en cuenta que debajo del árbol donde se produjo el siniestro hay un destacamento policial y el ingreso a un geriátrico municipal.

El enojo de los compañeros de Cano es, en primera instancia, con el municipio y con el Sindicato de Trabajadores de Quilmes (STMQ) por no cuidar a los operarios y sus condiciones laborales.

Tras las dos explosiones generadas por la descarga eléctrica que impactó en el trabajador, el comando de patrullas de Quilmes se presentó en el lugar e inmediatamente contactaron al SAME y Bomberos que nada pudieron hacer por el hombre que murió en el acto.