28 febrero 2021

Una vuelta por "lo del Carlo"


Harán visitas guiadas por “La Rosadita”, la célebre residencia de Carlos Menem - La noticia fue anunciada por el expresidente en su cuenta de Twitter. La tarifa de las visitas guiadas estará al alcance “de los más humildes”.



 

Miércoles 11 de noviembre de 2020.

La casa del expresidente Carlos Menem en Anillaco, La Rioja, conocida como “La Rosadita”, abrirá sus puertas al turismo desde el próximo mes.

La noticia fue anunciada por el actual senador en su cuenta de Twitter: “Gracias a la gestión de @zulemitamenem y @DelIntendente nuestra casa quedará abierta para que la visiten y conozcan el pueblo donde nací, lugar que me llevo a ser Presidente de los Argentinos dos mandatos, Gobernador tres veces y actual Senador por mi provincia”.
Por su parte, el intendente del departamento Castro Barros, Marcelo del Moral, explicó que junto a Zulemita Menem y el acompañamiento del gobernador Ricardo Quintela firmaron “un convenio para ponerla en valor para el pueblo de La Rioja, la Argentina y para el mundo”.

Además, Del Moral detalló que el municipio se hará cargo de la administración, limpieza y cuidado del lugar y consideró que “seguramente”, cuando pase la pandemia “el turismo extranjero y nacional querrán conocerla y disfrutarla”.

Con respecto a las visitas guiadas, el intendente explicó que se podrá visitar “el parque, que tiene una hectárea, las galerías y los sillones donde se sentaba Carlos y disfrutaba sus estadías”.

También se podrá conocer “la pileta de natación, las canchas de tenis, de fútbol, el quincho, el asador donde comía sus asados con personalidades y amigos”.
En ese sentido, destacó, además que “Carlos Menem fue un presidente muy querido y carismático admirado tanto en el país como en el mundo”.

“Esto es en una primera etapa, tal vez más adelante Zulemita acceda a que se ingrese a la casa o que tal vez pueda ser reconvertida en un museo y la gente la conozca”, explicó el intendente.

Si bien no se sabe la fecha exacta en que se concretará la apertura, Del Moral aseguró que las visitas tendrán una tarifa al alcance “de los más humildes” para sostener el trabajo de unas diez personas que cuidarán las instalaciones.