25 julio 2021

Se olvidó del micrófono... y del disenso

 


En Lincoln, el insulto de un concejal oficialista hacia uno opositor desató una verdadera polémica. El micrófono quedó encendido mientras tomaba la palabra el concejal Pezzi, quien recibió un agravio desproporcionado por parte del edil Domeño.



 

Miércoles 22 de julio de 2020.

Un micrófono mal cerrado generó un verdadero disturbio político en Lincoln. Sucedió en la última sesión del Honorable Concejo Deliberante local, cuando de boca de uno de los ediles se escuchó un crudo agravio de un concejal oficialista a otro opositor.

“Como los c... a trompadas, hijos de mil p...”, se escuchó. A partir de ese momento la sesión no pudo continuar sin una tensión espesa en el recinto.

El insulto salió del concejal Fernando Domeño, de Juntos por el Cambio, cuando tomaba la palabra el edil opositor, Juan Pezzi. Las repercusiones se leyeron en un comunicado que sacó el bloque del Frente de Todos, manifestando su repudio por las palabras de Domeño.
El hecho sucedió cuando los ediles trataron el proyecto de ordenanza para aceptar la donación de tres bombas de infusión volumétrica MEDIX por parte de la cooperadora del hospital municipal. En ese contexto, el doctor Juan Pezzi, había solicitado la palabra.

“Ni siquiera nos tenemos que sentir ofendidos. Lo que pasó ayer fue muy triste. En un lugar que es considerado la casa de la democracia, donde se reúnen todas las fuerzas políticas, tenemos a un concejal del oficialismo que expresa el deseo de lastimar a un grupo de personas que no piensan como él”, sostuvo Pezzi.

“Si esta persona se da cuenta que el concejo deliberante no es un lugar para él, porque no creo que represente a los vecinos con esas ideas violentas, debería excusarse y dejar su banca. O bien sus autoridades políticas, sus referentes, tendrían que pedirle la renuncia”, agregó después el concejal opositor. Infocielo