2 agosto 2021

¿PRESERVATIVOS CON SABOR A FERNET?

Precisamente esa es la mitad del vaso lleno, en contraposición, la mitad del vaso vacío indica que por la crisis cayó la venta de profilácticos. Los productores de condones aseguran que el valor de la materia prima aumentó un 50% y las ventas bajaron entre un 12% y un 15%.

20161112094056_preservativos_colores

Domingo 13 de noviembre de 2016.

El cambio de gobierno perjudicó la continuidad de iniciativas y campañas, además “el insumo, la materia prima, desde principio de año, subió un 50 por ciento”.
Felipe Kopelowicz, vicepresidente de Kopelco, la firma que produce preservativos en el país, afirmó que “en el mundo los principales compradores de preservativos son los gobiernos” porque precisamente están al frente de la políticas sanitarias tendientes a evitar el contagio de patologías de transmisión sexual.
En Argentina la venta de condones cayó entre 12% y 15%, desde el sector sostienen que el principal motivo es “la falta de campañas de prevención” desde el estado. Según Kopelowicz “el índice de compra de preservativos por el gobierno es muy muy bajo” y esto perjudica fuertemente a la industria.
Kopelowicz afirmó que el cambio de gobierno perjudicó la continuidad de iniciativas y campañas, además detalló que “el insumo, la materia prima, desde principio de año, subió un 50 por ciento”.
Por otro lado el directivo de la compañía que produce los preservativos Tulipán, destacó que se trata de un negocio rentable, que “a nivel mundial mueve mil millones de dólares anuales”. En este sentido afirmó que se multiplican las alternativas en texturas y sabores, dijo que los “que más gustan son los frutales” entre los que se destacan “el de frutilla y el de chocolate”.
Además, para los que se interesan y buscan probar e innovar, confirmó que están “testeando uno nuevo” que podría revolucionar el mercado argentino de preservativos y también incentivar su uso, “es el sabor fernet”. Dijo que están trabajando en su lanzamiento y reconoció, para no generar expectativas grandilocuentes, que es difícil lograr el gusto exacto de la popular bebida cordobesa.