17 abril 2021

LES PAGAN POR DORMIR BIEN!!

_90143896_thinkstockphotos-504373738

Lunes 4 de julio de 2016.

Numerosos estudios dicen que la falta de sueño afecta seriamente el rendimiento de una persona en el trabajo.
Al personal de la firma aseguradora Aetna, se le paga por dormir bien durante la noche. Específicamente se le paga US$300 al año.
Es tal la preocupación de la empresa estadounidense sobre el impacto de la falta de sueño en el rendimiento de sus empleados, que los alienta a unirse a un programa que los recompensa por obtener al menos siete horas de buen sueño cada noche.
Los empleados de Aetna que participan pueden ganar US$25 por cada 20 noches en las que puedan dormir siete horas o más, con un límite de US$300 cada 12 meses.
El año pasado participaron en el programa -introducido en 2009- unos 12.000 de los 25.000 empleados de la empresa, lo que significa un aumento desde 2014, cuando hubo 10.000.
El personal puede registrar su sueño de forma automática, utilizando un monitor de muñeca que se conecta a las computadoras de Aetna, o puede anotar manualmente cuánto durmió cada noche.
Kay Mooney, vicepresidenta de beneficios para empleados de la compañía, asegura que el proyecto del sueño es "una de varias conductas sanas que deseamos que nuestros empleados vigilen".
Los trabajadores también reciben fondos adicionales si hacen ejercicio.
Pareja durmiendoImage copyrightTHINKSTOCK
Image caption
Aetna confía en que sus empleados sean honestos sobre cuántas horas de sueño tienen cada noche.
Mooney agrega que en lo que se refiere al programa de sueño, Aetna se considera a sí misma como "un laboratorio de vida, para ver si es de alguna forma también es efectiva para otros grandes empleadores".
Pero, ¿le preocupa que algunos empleados puedan embolsarse el dinero sin que en realidad estén obteniendo todas las horas de sueño?
"No nos preocupa. Está en el sistema de honor y confiamos en nuestro personal", afirma.
El compromiso de Aetna de asegurar que sus trabajadores obtengan suficiente sueño surge después de varios estudios que advierten que no dormir lo suficiente puede afectar significativamente nuestra capacidad de hacer nuestro trabajo.
Sólo en Estados Unidos, el trabajador promedio pierde 11,3 días laborales o US$2.280 en productividad por año debido a carencia de sueño, según un informe de la Academia Estadounidense de Medicina del Sueño publicado en 2011.