27 noviembre 2021

"BUENEZAS" A LA MESA

Martes 25 de Agosto de 2015.

Teniendo en cuenta el aumento de algunas verduras, te damos otras posibilidades. Como la rúcula, el "yuyo" que logró afianzarse en la cocina gourmet, un 30% de las plantas que crecen de manera espontánea son comestibles. 
malezas-comestibles
Se las suele denigrar. Que son “yuyos”, que crecen en cualquier parte, que afectan a la agricultura. Pero lo que parece un defecto puede resultar una virtud. Un 30% de las malezas conocidas en el mundo pueden ser comestibles. En el último tiempo, por falta de ofertas, por los efectos del cambio climático en ciertos cultivos, por la búsqueda de menúes más sanos o sencillamente porque están ahí, al alcance de la mano, cada vez son más quienes se vuelcan a (re)descubrir estas malezas comestibles, muchas acompañadas con beneficios medicinales.
Cerraja, acedera, tréboles, ortiga, alfilerillo, nabo silvestre, taco de reina. Los nombres siguen: berro, cardos, malva. Todas ellas crecen en el suelo argentino, son malezas y pueden comerse. Al igual que la rúcula, que supo ser un "yuyo" más hasta que dieron con ella y hoy se la encuentra a precios exorbitantes en restaurantes palermitanos. La agricultura se centró en pocas de ellas, no más de cien. Afuera hay miles "olvidadas
Entre las que identificó el equipo de el ecólogo Eduardo Rapoport está el geranio de Magallanes ("una planta muy linda, para hacer ensaladas"), aunque su favorita es el diente de león, del que utiliza la parte blanda de la hoja para ensaladas, frituras o sopas: "Se puede preparar como la espinaca, hasta ravioles de diente de león". Eduardo explica su método de análisis: "Comemos un pedacito minúsculo de la hoja, la masticamos, si no tiene mal gusto o no es muy dura la tragamos y dejamos pasar tres horas; si no hay signos como náuseas o dolores, comemos dos pedacitos y dejamos pasar otras tres horas; y así a lo largo del día. Hasta ahora nunca tuvimos problema con ninguna". Muchos chefs gourmet se han aprovechado de la nueva tendencia y ofrecen sus "ensaladas silvestres", no siempre baratas.
No sólo ensaladas pueden hacerse con las hojas. Tartas, sopas o pesto son otras opciones .También se pueden usar las flores. Es el caso de la caléndula, para hacer té. Con todo, el desconocimiento actual sigue siendo grande, al punto que sólo se las compra de manera directa en ciertos restaurantes temáticos.
No se trata, dice, de sustituir, sino de agregar nuevos elementos a la dieta cotidiana. Muchos con un añadido beneficio medicinal. La ortiga contrarresta las alergias; el diente de león es rico en calcio y vitamina C; y el capiqui es ideal para los deportistas por su aporte energético.
La mayoría de los estudios sobre estas plantas se apoyan en el conocimiento ancestral de pueblos originarios. La médica neuquina Adriana Marcus trabajó sobre ellas junto a comunidades mapuches de la Patagonia. Hallaron y clasificaron nueve malezas que poseen usos medicinales y que hasta entonces habían sido ignoradas por los vecinos. Las malezas crecen rápidamente en cualquier suelo, son resistentes, y se pueden cosechar hasta tres veces en verano. Por todo esto, Marcus, al igual que los otros investigadores, propuso una reforma nominal: en vez de malezas, empezar a llamarlas "buenezas".
plantass
ORTIGA Posee propiedades astringentes, expectorantes, antiinflamatorias, antianémicas, antidiabéticas y diuréticas. Ayuda a eliminar los desechos del organismo.
FLORES DE CALÉNDULA En la cocina se pueden añadir sus flores y hojas a ensaladas y otros platos para decorar y aportar color. La forma más común de consumirla es elaborando una infusión.
RÚCULA Considerada hasta hace poco una mala hierba, esta planta con propiedades nutricionales y terapéuticas ahora goza de fama internacional en la alta cocina.
DIENTE DE LEÓN Es una de las verduras de hojas más nutritivas: contiene más hierro, magnesio y calcio que las acelgas o las espinacas. Y es beneficioso para el hígado.
MALVA Tiene reconocidas propiedades medicinales ya que es un poderoso antiinflamatorio, laxante, antidiarreico, expectorante, cicatrizante y diurética.
BERRO Poderosa fuente de antioxidantes, contiene infinidad de vitaminas y minerales, y ayuda a mantener la piel tersa, limpia y suave.