11 abril 2021

A NO DESPERDICIAR!

Jueves 2 de Julio de 2015.

El Ministerio de Agricultura creó, por medio de la resolución oficial 392/2015, el "Programa Nacional de Reducción de Pérdida y desperdicio de Alimentos". Según detalló la cartera, en la Ciudad de Buenos Aires, se desechan a diario 200 toneladas de comida en condiciones de ser consumida.          
semana_desperdicio_magrama1"Somos conscientes de que las pérdidas y desperdicios de alimentos impactan en la sostenibilidad de los sistemas alimentarios, reducen la disponibilidad local y mundial de comida, generan mermas de ingresos para los productores, aumentan los precios para los consumidores e impactan de manera negativa en su nutrición y salud, afectando el medio ambiente debido a la utilización no sostenible de los recursos naturales", destacó al respecto el secretario de Agricultura de la Nación, Gabriel Delgado.
En este sentido, el Programa, que funcionará bajo la órbita de la Secretaría de Agricultura, ganadería y Pesca de la Nación, tiene por objetivo coordinar, proponer e implementar políticas públicas, en consenso, con la participación de representantes del sector público y privado, sociedad civil, organismos internacionales, entre otros, que atiendan a las causas y los efectos de la pérdida y el desperdicio de alimentos.
La iniciativa diferencia por un lado la pérdida de alimentos, que refiere a la disminución cualitativa o cuantitativa de alimentos destinados al consumo humano durante el proceso productivo. Y por otro, el desperdicio de alimentos en referencia a las pérdidas derivadas de la decisión de desechar los alimentos que todavía tienen valor y se asocia principalmente con el comportamiento de los vendedores mayoristas y minoristas, servicios de venta de comida y consumidores.
La resolución contempla las estimaciones del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA), que expresa que sólo se consume la mitad de las frutas y hortalizas que se cosechan, siendo las etapas de producción, "post" cosecha y procesamiento responsables de aproximadamente el ochenta por ciento (80%) de esa pérdida, mientras que en el caso de los cereales apenas se consume un cuarto (1/4) de la producción total.
Asimismo, revaloriza la necesidad de la participación de todos los agentes que intervienen en las distintas etapas de las cadenas productivas hasta el consumidor, de manera organizada, coordinada y estructurada.
Entre las funciones previstas por el Programa se encuentran:
a) Investigar y coordinar iniciativas, actividades y proyectos entre los actores implicados en la producción primaria, elaboración, distribución y consumo de alimentos.
b) Facilitar la transferencia de tecnologías apropiadas a los objetivos del Programa en los diferentes eslabones de la cadena de los productos básicos.
c) Elaborar manuales de buenas prácticas y de recomendaciones sobre la pérdida y el desperdicio de alimentos y fortalecer los vigentes.
d) Profundizar los diagnósticos en infraestructura de almacenamiento y transporte que permitan proponer medidas que minimicen la pérdida de productos en las etapas de "post" cosecha y distribución.
e) Implementar campañas de sensibilización de los perjuicios de la pérdida y desperdicio de alimentos y de las acciones que apunten a la revalorización de los mismos y al consumo responsable necesario para instalar un nuevo paradigma de sociedad circular que reduzca, recicle y reutilice los alimentos.
f) Desarrollar conocimientos y capacidades en los operadores de la cadena alimentaria para aplicar prácticas de manipulación de alimentos inocuas que eviten/reduzcan las pérdidas y el desperdicio de alimentos por incumplimiento de los estándares mínimos.
g) Desarrollar un sello de garantía que avale el proceso productivo con pérdidas mínimas.
h) Promover vínculos con bancos de alimentos y otras entidades nacionales e internacionales.
i) Suscribir convenios con medios de comunicación, establecimientos educativos, Organizaciones No Gubernamentales, asociaciones e individuos prestigiosos de diferentes ámbitos comprometidos con la importancia de la iniciativa y los objetivos del Programa.