26 enero 2022

¿BATTISTELLA DEJA EL ACUERDO CON PRO?

 “Esta gente nos está ninguneando, quisieron usar nuestro nombre, nuestra historia, para después pisotearnos. No estamos dispuestos a eso”, enfatizó el intendente de 9 de Julio en el sitio web "Infonoroeste".
batti
 

Jueves 18 de junio de 2015.

Luego de que el PRO presentara al legislador porteño Cristian Ritondo como compañero de fórmula de María Eugenia Vidal en la carrera por la Gobernación bonaerense, los intendentes radicales se mostraron “sorprendidos” y molestos por la decisión, al punto que algunos adelantaron que evalúan “abandonar el acuerdo” con el macrismo a nivel local.
Las especulaciones sobre la posibilidad de que un radical integre la fórmula con Vidal terminaron ayer con el anuncio realizado por la propia candidata a gobernadora vía Twitter. Y si bien los jefes comunales de Chascomús y de Saladillo, Juan Gobbi y Carlos Gorosito, habían sonado fuerte hasta último momento como posibles compañeros, los intendentes consultados por DIB admitieron que “nunca hubo conversaciones concretas” con el PRO para consolidar esa posibilidad.
Una de las críticas en la que coincidieron los alcaldes fue en la “impronta porteña” de la fórmula, sin influencia bonaerense y mucho menos del interior. No obstante, el factor “sorpresa” también resultó determinante, ya que señalaron que pese al acuerdo electoral, desconocían por completo la decisión final.
Uno de los jefes comunales más enojados por la dupla macrista es Walter Battistella, de 9 de Julio, quien señaló en diálogo con DIB que el radicalismo provincial “debería rever la situación”, al tiempo que adelantó que evalúa irse del acuerdo a nivel local. “Esta gente nos está ninguneando, quisieron usar nuestro nombre, nuestra historia, para después pisotearnos. No estamos dispuestos a eso”, enfatizó. Y en esa línea, sostuvo: “Creo que debería reverse la situación. En mi caso particular estoy evaluando abandonar el acuerdo”.
Cabe señalar que los jefes comunales radicales resistieron desde el principio la posibilidad de una dupla macrista “pura”. Luego de no lograr imponer un candidato propio con fuerza para competir en una interna con Vidal, y tras rechazar a Gustavo Posse, quien pretendía ocupar ese lugar, se resignaron a que un dirigente del espacio la secundara en la fórmula, pero tampoco tuvieron quórum, por lo que sin estrategia electoral en la Provincia dieron rienda suelta al PRO en la conducción de la campaña bonaerense.