18 octubre 2021

¿LLEGAN LAS CENIZAS VOLCANICAS?

Viernes 24 de abril de 2015.

Más allá de que el amanecer de la ciudad fue distinto hoy, como lo muestra primera fotografía, tomada por Defensa Civil de nuestra ciudad, medios de la zona dan cuenta que la nube de cenizas volcánicas llegaría a nuestra ciudad en las primeras horas de la tarde de hoy.

La Estación Meteorológica Junín, con asiento en aeródromo de esa ciudad, donde se está realizando el seguimiento de las cenizas del volcán Calbuco, informó que  a las 10,00 hs., no se observaba la llegada de las cenizas a la zona 11193298_374914579372442_1031371931814148317_npero podrían arribar en las primeras horas de la tarde por efecto del viento.
Una "pluma" de esta nube de cenizas podría llegar a bordear la región, se informó. Actualmente las cenizas están llegando a Capital Federal desde la zona de Bahía Banca y Azul, por vientos del sector oeste.
Por la tarde, entonces, podría estar observándose la llegada de las cenizas a nuestra ciduad las que podrían precipitarse y formarse una capa sobre vehículos o calles, en una instancia similar a lo ocurrido en 2011 con una erupción anterior.
Las cenizas formarán una línea delgada color marrón en el horizonte.
¿Qué hacer durante la lluvia de cenizas?
Las cenizas expulsadas por un volcán, que son abrasivas y a veces corrosivas, presentan el aspecto de polvo fino, arena o pequeñas piedras más cerca del volcán. Pueden provocar síntomas respiratorios agudos como irritación y secreción nasal, irritación y dolor de garganta, irritación de las vías respiratorias en personas con asma o bronquitis; síntomas oftalmológicos como conjuntivitis y abrasiones de la córnea, entre otros, e irritación de la piel como dermatitis y alergias, situación que NO se daría en nuestra zona, donde solo llega una nube muy delgada y a elevada altura.
Si estuvo en contacto con cenizas y sufre de irritación en los ojos, lávelos con abundante agua.calbucovolcantelam97776
La lluvia de cenizas, que puede prolongarse durante varias horas, puede reducir la visibilidad en rutas o caminos aislados. Por ello debe conducirse con suma precaución si las rutas son transitables, aunque lo aconsejable es evitar los viajes. Por otro lado, la lluvia de cenizas produce una niebla que reduce la visibilidad, aumentando el riesgo de accidentes vehiculares.