La magia de “Papelito” sigue cosechando aplausos